Últimas reseñas


domingo, 3 de septiembre de 2017

Así se cuelga a una bruja #1 ~ Adriana Mather

¡Buenas tardes Devoradores!

Hoy os traigo la última lectura que hago en el club de lectura Lector@s Empedernid@s. Se trata de Así se cuelga a una bruja, una historia que me había llamado la atención cuando salió y que ha cumplido con todas mis expectativas. Vamos con la reseña y os cuento un poco más.


Título: Así se cuelga a una bruja
Título original: How to Hang a Witch
Saga: Así se cuelga a una bruja (1)
Autor: Adriana Mather
Editorial: Libros de Seda
Traducción: Natalia Navarro Díaz
Género: Fantasía / Romántica
Páginas: 384
Encuadernación: Tapa blanda
ISBN: 978-84-16550-88-3

Odio ancestral y un misterio que impregnan una historia increíble en Salem.

Salem, Massachusetts, es la ciudad en la que tuvieron lugar los infames juicios contra las brujas, y también es el nuevo hogar de Samantha Mather, que recién llegada de Nueva York junto a su madrastra, no es recibida precisamente con los brazos abiertos. Sam es descendiente de Cotton Mather, uno de los responsables de aquellos juicios y, casi de inmediato, se convierte en la enemiga de Las Descendientes. Y adivinad quiénes fueron sus antepasadas...

Por si eso fuera poco, Sam se enfrentará cara a cara con un fantasma de verdad (aunque sea alguien técnicamente muerto). Atractivo y con mal genio, quiere que Sam deje de tocar sus cosas. Además, Sam descubrirá pronto que ella misma es el centro de una maldición centenaria que afecta a todo aquel que tiene alguna relación con los juicios.

OPINIÓN PERSONAL

"—Qué forma de deshacer la maleta —dice Vivian desde la puerta.
—Hace una hora estaba todo ordenado. A lo mejor lo he apilado demasiado alto.
—Puede que tengamos un fantasma al que no le gustes. —Sonríe. Seguro que quiere aligerar el ambiente. Tener que mudarme a Salem me ha dolido un poco."

Vale, vamos con la historia. Sam, nuestra protagonista, se muda a la casa de su abuela en Salem junto a Vivian, su madrastra, cuando su padre cae en coma y tienen que vender su piso en Nueva York. Sin embargo, la bienvenida que recibe en el pueblo no es muy buena: el apellido Mather, relacionado con uno de los peores inquisidores en los juicios de brujas, es muy odiado en el pueblo, por lo que Sam es tachada casi de inmediato.

Para colmo, en el instituto conoce a los Descendientes, un grupo que viste con ropas negras y que son "descendientes" de las brujas colgadas en Salem siglos atrás. Una serie de hechos extraños, que podrían catalogarse como hechos con magia, ponen a Sam en el punto de mira de todo el pueblo. Solo contará con Jaxon, su vecino, y la señora Meriweather, su madre, los cuales eran conocidas de la abuela de Sam y saben por lo que está pasando.

Y para empeorar las cosas, Sam siempre ha sentido que estaba maldita. Todas las personas que se acercaban a ella acababan malheridas, por lo que la desconfianza es parte de ella. Sin embargo, esa maldición ha empeorado en Salem, llegando al extremo de haber muertes. La única persona que podría ayudarla es un fantasma que hay en su casa, aunque lo único que hace es intentar echarla.

"—Ahora me despierto muchas veces asustada. Creo que... que pudo ser por mi culpa. Que se pusiera enfermo, digo. —Nunca he admitido esto delante de nadie.
—Sam, no fue culpa tuya.
—De repente me siento desprotegida y tengo la necesidad imperiosa de esconderme. Me aparto del lado de Jaxon.
—Aprecio lo que dices, pero no me conoces bien. La gente que está a mi alrededor suele salir malparada."

Y creo que eso os contaré de la historia. Hablemos un poco de Sam. La verdad es que como protagonista me ha gustado mucho por su forma de ser. Es borde no, lo siguiente. Como siempre le pasan cosas a la gente en la que abre su corazón, ahora lo único que quiere es que la dejen en paz y no la fuercen a hacer amigos. Sin embargo, cuando en el instituto todos se lanzan contra ella, el apoyo de Jaxon, su vecino, será muy necesario.

Nos encontramos en Salem, el pueblo conocido por su historia en tema de brujería y juicios contra brujas. Debido a su apellido, Sam es odiada por todos: alumnos, profesores, gente de las tiendas, la bibliotecaria... Todo aquel que escucha su apellido la fulmina con la mirada. Para colmo, comienzan a pasar cosas extrañas y, a falta de pruebas, todos la culpan a ella.

Los Descendientes, por su parte, son un grupo de chicos con ropas oscuras que tienen en sus venas sangre de las brujas que fueron colgadas en el pasado. La gente les teme, les respeta y circulan rumores sobre que saben hacer magia. Con la llegada de Sam a la ciudad, la gente de sus familias comienzan a morir, por lo que culpan a la chica. Todos menos Susannah, una de ellas, que es la única que no se porta mal con Sam; incluso trata de hablar con ella.

Una cosa que me ha gustado mucho es que, en las notas de la autora, esta nos explica un poco su idea a la hora de escribir el libro. Siendo una descendiente de Cotton Mather, la autora fue a Salem, también sufrió cierto rechazo por su apellido, se documentó... y cuenta que en la historia ha tratado de comparar los juicios por brujería con el acoso escolar, habiendo en la trama un momento en el que enfrentan ambas situaciones y se ve una similitud.

La historia está contada en primera persona desde el punto de vista de Sam, por lo que sabemos cómo se siente, cómo va uniendo las piezas del puzzle y vemos a su lado las visiones y sueños que tiene, que serán indispensables para la historia. También nos irá contando la historia de su padre, cómo este quedó en coma y su día a día con Vivian, su madrastra. La relación entre ambas era muy buena en el pasado, pero las circunstancias y la presión las fue separando.

En general, es una historia que engancha casi desde el principio. La única queja que puedo tener es de la parte romántica. Ya de por sí, el triángulo amoroso no me convence, y mucho menos cómo uno de los chicos se enamora de ella casi desde el principio. Me pareció un poco forzado. El hecho de que la autora sea descendiente real y que se haya documentado (algo que no todos hacen, tristemente) da puntos al libro, así como una muy bien lograda comparación con el acoso escolar. Vale la pena leerlo, de verdad.

Lo mejor: La trama y el trabajo de la autora.
Lo peor: El triángulo amoroso.

"—Así es. Lo que dijiste sobre el libro de Cotton es cierto. Proporcionó información a la gente que necesitaba presentar acusaciones creíbles. —Parece pesaroso.
—Realmente el ambiente perfecto para que las cosas se fueran de madre. —Guardo silencio un momento—. Como mi situación aquí. Los estudiantes suelen tirarse al cuello de la persona que es simplemente diferente. Y una vez que comienza la guerra, esta empeora hasta que alguien pierde.
Elijah frunce el ceño.
—Supongo que las acusaciones de brujería no han desaparecido, tan solo se han transformado."

OTROS TÍTULOS


#2. Haunting the Deep


NOTA


4,5/5
Bienvenidos a Salem




5 comentarios:

  1. ¡Hola! Este libro me llama la atención por el tema de las brujas y los juicios de Salem. Es algo que me gusta mucho, aunque he leído en varios sitios que la autora no da muchos datos históricos. Pero al mismo tiempo también hay varias cosas que me echan hacia atrás, como el triángulo amoroso.
    De momento no creo que lo lea, aunque tampoco lo descarto.
    ¡Me alegro de que te haya gustado tanto!
    Nos leemos :)

    ResponderEliminar
  2. ¡Hola!

    Pues aunque los juicios de Salem me parecen super interesantes, en libro en sí no me llama demasiado. Y que pena lo del triángulo amoroso que parece no pintar nada ahí.

    ¡besos!

    ResponderEliminar
  3. Hola compiii
    La verdad es que la lectura fue muy entretenida^^ Y el triángulo amoroso...de lo peor, totalmente de acuerdo.
    Un besito

    ResponderEliminar
  4. ¡Hola, hola! Siempre me han llamado muchísimo la atención los libros relacionados con las brujas y, este en concreto le tenía fichado hace bastante jajaja leyendo tu reseña seguro que me animo a leerlo muy pornto *-*
    Un besito<3

    ResponderEliminar
  5. Me llamaba el tema de las brujas de Salem, pero creo que el libro es demasiado juvenil para mí y que se aleja del tema histórico y del drama. Aún así, me ha parecido curioso el paralelismo con el bulliyng. Interesante, ya veré.

    Un saludo,
    Laura.

    ResponderEliminar

¡Bienvenidos Devoradores! Muchísimas gracias por leerme y querer comentar. Todas vuestras opiniones son bien recibidas, pero os pido que no insultéis, no hagáis SPAM y lo más importante: ¡sed vosotros!